sábado, 21 de noviembre de 2015

...de la Voluntad...



Y volvemos a lo mio y dejamos a un lado el tratamiento técnico y conceptual de los términos y salgámonos por la tangente en la explicación.
Pensemos que todos tenemos un conocimiento igualitario de la termino.
Creamos que todos tenemos la idea de su existencia pero abstracta y no material.
Y, consecuentemente, nos preguntemos por la ubicación y existencia.
La voluntad tiene unos efectos evidentes y claros, tanto en el acto del ser humano, como en la concepción del mundo circundante.
la voluntad entendida como la capacidad de llevar a cabo las intenciones de tu consciente y la voluntad sea comprendida como tu relación con el mundo y su, entonces, constitución.
Sea como fuere, la voluntad actúa y es.
Y consecuente mente si es, está.
Pero ¿donde?
Está cuestión es algo evitado y poco estudiado en la Filosofía.
No la dimensión ontológica sino su relación con el sujeto, tiene la mayor cantidad de estudios en su tratamiento histórico.
Hay dos tipos de elementos abstractos en este sentido.
Se pueden dar elementos que las personas hemos creado para la comprensión de la realidad pero que no están en ella ( elementos lingüísticos que hemos utilizado para englobar totalidades y para situarlas, arriba, abajo, todo, nada y etc.)
Pero la otra clase es la de elementos que los tratamos de forma abstracta, pero que tienen una existencia real, como sea la voluntad.
Aun sin nuestro conocimiento ni definición de ella, la voluntad está y funciona.
¿Es un conjunto de millones millones de conexiones neuronales continuas en el el espacio de tiempo, y o por mecanicismos o razones puramente casuales se dan y, que están provoque un efecto sobre un numero de otros miles de millones de conexiones neuronales, que impida la acción o que la provoquen?
O no, es un espíritu que actúa, de manera complementaria sobre nuestra persona, que realiza que estas conexiones de manera consciente.. Esto significa que son dimensiones diferentes.
Si aceptamos la primera suplicación, y suponiendo la posibilidad técnica física o mediante otros medios sin intervención directa (Tipos de yoga o similares), la acción material sobre nuestra voluntad, puede darse.
Y si aceptamos la segunda, nos encontramos una nueva manera en nuestra relacionamos con el mundo. Habrá que cambiar nuestra posición hacia, nuestra ubicación en la realidad. Nuestra forma esencial y primera, debía cambiar de la que tenemos en la actualidad.
Son dos suposiciones posibles y, en su caso, dos consecuencias también.
Si tiene existencia puede tener una relación interpersonal.
Son estudios clasificados como místicos y no como conocimientos.
Quizás la única aplicación que tenga este estudio, sirva como elemento de introspección en nuestra persona.
El asunto de estudiar que es lo que eres, debía ser un principal problema intelectual humano, pero no, en el último libro del pasillo más oscuro en la lejana biblioteca está esas reflexiones por la calificación de estudios filosóficos, considerados como inútiles..

Debía de ser un conocimiento mas usual para el propio beneficio social.
Publicar un comentario